lunes, 23 de septiembre de 2013

Tapitas del Bierzo con lacón y cecina y mi rollete reevindicativo

   
Cuando vi la convocatoria para el concurso #cocinaunasonrisa del blog Cocinando con Catman pensé que estaba hecho a mi medida. No hay nada que me guste más que comer y reirme. Luego empecé a darme cuenta de que en la mayoría de mis aventuras en el bosque de los cuentos no salgo muy bien parado.

    Aunque pensandolo bien, ¡la de veces que me he reído después contandolas alrededor de una mesa mientras tomaba una copa de vino!. No hay nada como reirse de uno mismo para ser feliz.
     Así que dejad que este Lobo os cuente un cuento:

    Os parecerá mentira, pero he ligado en una manifestación.
    Estaba el otro día protestando por la política de recortes, que no están dejando un seto sano y veo a mi lado una zorra a la que no conocía... a los mal pensados os diré que cuando las zorras pertenecen a la familia de las vulpes se puede decir.
    Pues eso, un bombón de ojos ambarinos, mirada picarona, pelirroja... Nos hemos puesto a hablar y enseguida un feeling brutal. Le gusta Mad Men como a mi, es fan de Astrud y lo mas increíble es que se esta leyendo también "Col recalentada" de Irvine Wells. Comentando los relatos coincididiamos en casi todo, lo vomitivo que nos resultó el primero y cómo aún así no podíamos dejar de leer, lo psico que es Begby y en que nuestra historia favorita es la de los extraterrestres y los hooligans escoceses.


    Me dijo que también tiene un blog y con mucha coquetería apuntó la dirección en mi zarpa. Le pregunté de que va, muy seria me responde que pase y lo lea, que está harta de la gente que no lee o que comenta a lo tonto sin molestarse en mirar mas allá de las fotos.
    Dame una pista, digo.
    "De recetas", me contesta mientras me señala una chapa que lleva en la solapa. Cuando me acerco a leer (¡Gracias a todos los diseñadores de fuentes enrevesadas!) me da el tiempo justo a ver: "Soy berciana", entonces va y me mete la lengua hasta el fondo. Yuju!
  De la emoción, se me olvida el blog, los recortes y todo.
  Nos dimos el lote un rato y enseguida se tuvo que ir, pero ha quedado en venir mañana a mi guarida a comer.

   Esa noche, cuando llegue el router no iba, así que pensé ir al día siguiente a casa de los tres cerditos a empaparme bien el blog para impresionarla.
   A primera hora he ido a buscar los ingredientes para cocinar un menú con productos típicos del Bierzo, un botillo, lacón y cecina... la voy a dejar impresionada.  La mañana se me ha ido en un suspiro, sin tiempo siquiera de pasar por su blog.


   Cuando ha llegado, puntual, me dice sorprendida "¿A qué huele?".
   "Te he preparado un homenaje a ese blog tan fantástico", digo. Mientras empiezo a enumerar los platos sus ojos cada vez más se tornan más grandes. ¡Has triunfado, lobo!, me digo satisfecho.
   De repente me espeta "¿Pero tu de qué vas?"
   "Comida  berciana, como la de tu blog..." Digo perplejo.
   Pensé que explotaba, más que roja se ha puesto incandescente.
   "¡Vegana imbécil, comida ve-ga-na!".
   Se ha ido dando un portazo.
   Reconozco que me lo tengo merecido por no leer, pero madre mía como estaban el lacón y la cecina, ella se lo pierde.. Ñam



Tapitas bercianas de cecina y lacón

Para las de lacón (8 tapas)
100gr de lacón en tiras
2 c.s de mermelada de higos
20  gr de nueces
1 rulo pequeño de queso de cabra
2 rebanadas pan de molde

Para las de cecina (8 tapas)
1 puerro pequeño en rodajas
1 patata mediana en cuadrados pequeños
25 gr de mantequilla
1/2 vaso de leche
50 gr lonchas de cecina
Menta picada


   Metemos en el microondas a máxima potencia  una de las lonchas de cecina hasta que quede crujiente.(1min+/-)Cuando se enfrie desmenuzamos hasta obtener un polvo grueso y reservamos
   Mientras rehogamos el puerro y la patata con la mantequilla 5 min. Añadimos sal y  pimienta y 1/2 vaso de agua los cocinamos 15 min a fuego medio, sin que se queden secos.
   Trituramos los puerros, añadiendo leche hasta que quede una crema no muy espesa.
   Montaje:
   Con un cortapastas sacamos 4 circulos de pan de cada rebanada procurando que sean del tamaño del queso, del que colocaremos una rodaja encima y lo metemos 1 minuto al grill.
   Mientras formamos una cruz superponiendo dos tiras de lacón y en el centro colocamos una cucharadita de la compota de higos y una nuez, cerramos formando un paquetito y montamos encima del queso sujeto con un palillo
  Por otro lado en mini fuente colocamos las migas de cecina, rellenamos con la crema de puerro tibia y  por ultimo coronamos con la cecina fresca en tiritas y la menta picada.

7 comentarios:

  1. Brutal relato!!!! jajajajajajaja Berciana-vegana si es que suena igual!!! estas zorras de hoy en día, no son lo que eran!
    Ahora me quedo con ganas de la segunda parte!!!
    Gracias señor lobo, aquí el señor gato te agradece mucho tu participación :-D

    cecina+lacon+vino = sonrisas aseguradas !!!

    ResponderEliminar
  2. Hace muy poquito que encontré tu blog, de hecho lo hice de rebote, saltando de una página a otra y terminé aquí. He ojeado tus entradas y debo felicitarte, tu originalidad hace de lo que pudiera ser un blog más algo distinto, que sobresale del grueso.
    Me quedo a tu vera, para leer tus fantásticos relatos y aprender con tus recetas ;)

    ResponderEliminar
  3. Madre mia cuantas cosas ricas!!
    Aquie me quedo a seguirte
    besitos

    ResponderEliminar
  4. jajajaja, me ha ecantado el relato, eres la leche, muy bueno. Así que apuntas todo en la zarpa??? pues yo tengo un par de mastinas que le gustan poco los lobos, pero siii la comida berciana jajaja. Ayyyy las zorras veganas, es verdad, no te puedes fiar, mira que no dar un buen ñasco a ese lacón.... Riquisíiisimo!! bssss

    ResponderEliminar
  5. Lo que no puede ser, no puede ser. Aunque ser del Bierzo y no tomarse ni una copa... mal, muy mal.
    Saludos
    Marisa

    ResponderEliminar

Este bosque es muy chulo, pero a veces se siente uno solo...hazme un poco de compañía con tus cometarios.